EL BLOG DE LA BIBLIOTECA DEL IES "GOYA" DE ZARAGOZA


biblioteca.ies.goya@gmail.com


domingo, 8 de abril de 2018

"El árbol de la ciencia", de José Luis Pérez Pastor


Rafael Sanzio, Adán y Eva (1500-1510)



EL ÁRBOL DE LA CIENCIA


No fue por el dolor de haber perdido
todo aquello que nunca será nuestro,
ni por sudar el pan de cada día 
con la sangre agotada en los pulmones,
ni por ver en el otro, el semejante,
la sombra de un aullido agazapado.

Fue por la chispa, el pulso, ese zumbido
que acompaña el febril descubrimiento
en la sien y en las trémulas costillas.
Fue por cada peldaño sobre el aire
y por todos los puentes de la Tierra.
Fue por andar. Fue por alzar la vista.

Recuerda cada vez que desfallezcas
por qué huimos, amor, del Paraíso.

                  De Rosebud, Tres fronteras, 2015


José Luis Pérez Pastor. Foto: SPOONFUL
José Luis Pérez Pastor (Logroño, 1978) es poeta,  profesor y político. Doctor en Filología Hispánica por la Universidad de La Rioja, es profesor de Lengua castellana y Literatura, ha sido Director General de Cultura del Gobierno de La Rioja (2011-2015) y diputado regional (marzo 2011-julio 2015). En la actualidad es senador por el Partido Popular. En 2011 fue Director Académico del Instituto de Estudios Riojanos y, de 2006 a 2011, dirigió la revista de cultura popular Belezos, que edita esa misma institución. Ha publicado los poemarios Albada y engranaje (2003), El lenguaje de las serpientes (con Enrique Cabezón, 2005) y Rosebud (2015), además del cuento infantil Pablo es poeta (2013, con ilustraciones de Daniel López). Su obra poética ha sido recogida en numerosas antologías. Como filólogo, ha publicado el estudio/edición de Las elegías de Esteban Manuel de Villegas (2008, en colaboración con María Ángeles Díez Coronado) y diversos artículos. Como coordinador, se ha ocupado de los libros Cuentos por encargo (2003) y El de la triste figura: visiones de El Quijote desde La Rioja (2006).

2 comentarios:

  1. Gran poema en endecasílabos blancos con referencias bíblicas y darwinianas y ese verso final que lo culmina y le da sentido a todo. (Fuera ya del Paraíso, el árbol de la ciencia es ahora solo una rama surgida del de la CONSciencia. Otra rama debe ser la conciencia. Y, sin ambas unidas, ciencia y conciencia, estas sociedades de mortales bípedos pensantes desterrados de la primigenia Naturaleza, están condenadas a la desaparición).

    ResponderEliminar
  2. Interesantes observaciones. Gracias.

    ResponderEliminar